30 de marzo de 2010

JAJAJAAJAJAJAJAA!!!!!

Fito Páez se ríe y carcajea de la respuesta de Ricardo Arjona, quien lo llama resentido y arrogante. Pide que se pase a la siguiente pregunta pero deja en claro: “Las declaraciones están hechas al diario El Clarín y lo dicho, dicho está; lo lees, yo soy dueño de mis palabras y ya, no hay ninguna polémica, hay que saber leer nada más. No me amerita ningún comentario, es una polémica en la que no participo, yo tengo victoria con el continente y con la música latinoamericana, pasemos a la siguiente pregunta”, dijo Fito.

El cantautor argentino puso punto final a sus polémicos comentarios en contra de la música de Arjona, a la que calificó de “aniquilamiento cultural y vaciamiento de ideas”, el jueves 18 de marzo y vertidos en ese diario. El guatemalteco respondió unos días después asegurando que detrás de la arrogancia de Páez habitaba un “irrespetuoso dictador” que se cree dueño de las decisiones populares.

“No me considero un hombre polémico, considero polémico a Quique Fogwill, que es nuestro más grande escritor argentino vivo. Considero polémico a Caetano Veloso, son nombres a quienes les apasiona la polémica, yo prefiero estar en mi casa tomándome un vino y tocando el piano. Los otros hacen polémica por expresar sus puntos de vista y muchas veces pueden no ser comprendidos a mí ni me sirve ni me quita el sueño la polémica”, aclaró Fito.

Arrancó su gira mundial

Fito presentó su nuevo disco en la ciudad de México, llamado Confía, y ofreció el quinto concierto de la gira que pretende ser grande y visitar toda América, Europa y Japón, por primera vez.

“Estoy en un momento de libertad en la música, el hecho de poder interpretar y componer música con diferentes formaciones me permiten jugar con una amplia paleta, así que ya veremos qué es lo que aportará mi nuevo disco, el tiempo es implacable como dice Pablo (Milanés)”.

El rosarino de 47 años de edad reconoce que la edad comienza a hacer estragos en el cuerpo, pero es el tiempo que le permite recordar y volver a vivir como lo cita en su canción “Tiempo al tiempo”: “El tiempo se te escapa de las manos, pero a la vez es la materia que te hace disfrutar de la vida; lo más hermoso de la vida es disfrutar del paso del tiempo. Por su puesto, la juventud no sabe nada de esto y no tiene porque saberlo, pero hay momentos en que empiezas a disfrutar y te recuerdan el paso del tiempo, también ver a tus hijos crecer es hermoso, ellos te hacen reaprender todo de nueva cuenta”, dijo Páez.

Después de su gira, Fito comenzará con la preproducción de su tercer largometraje y se espera que el próximo año comience a filmarlo. El ex integrante de la banda del icono argentino Charly García filmó su ópera prima en 2001, Vidas privadas, escrita por él y protagonizada por Cecilia Roth, Dolores Fonzi y Gael García Bernal. En 2006 dirigió su segunda película, una comedia de enredos, en su natal Rosario y llamada ¿De quién es el portaligas?

Pacifista crítico


Fito es realista y acepta que los conciertos que tienen la bandera de paz son negocios de personas bien intencionadas que quieren concienciar a las personas de que el mundo puede dejar de ser menos horrible. Para él hay presentaciones celebratorias bajo la leyenda de conciliatorios, pero que se pierden en la oscuridad de la corrupción de los políticos incapaces de tomar en encuenta esos mensajes.

“Por supuesto prefiero que mis hijos crezcan en un mundo donde no haya balaceras; a mí no me gustan ver las muertas en el Líbano o en la Franja de Gaza, ni en la villa 31 de Rosario, ni en la frontera de México con Estados Unidos, no es lindo, pero tampoco es gritar por la paz, me sentiría ingenuo y en ese sentido el mundo me ha puesto el cuero duro. Creo que la condición humana y su historia está basada en la guerra, la guerra por los espacios y los momentos de paz son transiciones para volver a nuestra vida de guerra; parece que tuvieramos la infinita y perfecta capacidad para echar los acuerdos, de eso se trata el mundo por eso estamos como estamos”, platicó el músico.

En cuanto a su concierto en el Lunario del Auditorio Nacional, el cantautor presentó su disco número 22 en un lugar cómodo y abarrotado y donde explicó cada una de sus nuevas letras, entre las que destacan las dedicadas a sus hijos (Martín y Margarita) y una más que describe su nuevo romance con la actriz de 26 años, Celeste Cid, quien aparece en la contraportada de su disco frente a Fito.

FUENTE: http://www.eluniversal.com.mx/espectaculos/97582.html

2 comentarios:

librepaez dijo...

sI, SI.. LO QUE LEYERON...

Anónimo dijo...

No le quedaba otra que relativizar una cagada que él empezó. Bien asesorado. Lo demás, interesante. Lo del Ja gigante me da dejavú.
HM

Spinetta por Aznar

Hoy todas las guitarras están de luto
La mía, que tendría que haberse puesto a repasar zambas
sólo puede pensar en la tuya,
tal vez porque el barro
tal vez porque este balcón donde te vi
casi por última vez
mira una nube de la forma y el color
de esas eléctricas con las que soñábamos de chicos
Este balcón que se quedó esperando una charla
unas palabras o un abrazo
más
que yá no llegará
Luto también en las palabras
habituadas como estaban a que les pusieras
cascabeles
guirnaldas asonantes
o ruedas de tren apocalíptico
caleidoscópicos ojos de fertil papel
de tu prolífica pluma
que suma y resta sílabas
del metro patrón de las esferas
apenas solas
a solas penas
Adiós
que sea A-Dios
a sus brazos
a ese rincón de magia
que seguramente Él guardará
para los que se animan a jugar
con los bloques con los que ha construido el mundo
haciendo pequeños nuevos mundos de cuatro minutos
donde el corazón se muestra
y baila desafiando al vacio
Adiós
Mientras me duele el pecho
te imagino en viaje
por inmensidades más vastas que las del Capitán
pero a diferencia de él
sé que tendrás todos los tangos silbados al oído
y nunca faltará un mate
ni perfume a malvones
En todos nosotros se queda un pedacito tuyo
serás inspiración multiplicada por millares
a lo largo de los años
y lo ancho de las geografías
Cambiaste nuestras vidas
abriendole camino a la imaginación
cantándole salvaje o dulcemente
a los misterios que nos habitan
al misterio que somos
Adiós
No me resigno a tener que decirlo
Adiós
mensajero del infinito

Pedro Aznar